LALÍN, AÑO 1682


Según el Memorial de Bienes de la Jurisdicción de la Villa de Lalín y Deza que el Conde de Lemos, Ginés Fernández Ruiz de Castro, presentó al Rey Carlos II para que autorizara los apeos y deslindes de sus posesiones  y la declaración que hicieron los testigos, requeridos para confirmarlo: el Alcaide de la Fortaleza y Torre de Lalín,   Jacinto Vázquez Taboada y los posedores, Juan de Rielo Colmenero, Francisco Darriba   y  Simón de Lajosa, vecinos del lugar de Lalín, delante del licenciado Tomas Pardo de Ulloa Rivadeneira, Juez y Justicia Ordinario, en la Jurisdicción y Mayordomía de Lalín y Deza, el Mayordomo del Conde de Lemos, el licenciado Alonso Taboada y el escribano Francisco Gutiérrez,   sabemos  cuáles eran  las casas y heredades que en el año 1682, formaban  el lugar en  torno a la Fortaleza y Torre de Lalín.

lalin-1682-061

Lugar donde estaba el antiguo Puente Do Estanque

En el año 1682, Jacinto Vázquez Taboada era el Alcaide y Merino y en nombre del Conde de Lemos poseía los bienes y la Fortaleza y Torre de Lalin, con piso de losas,  con sus ventanas y cuartos, era de piedra de cantería, estaba tejada y tenía una sala donde se hacía  Audiencia y en ella  estaba la Cárcel pública y las prisiones de la Jurisdicción de Deza y Lalín,  en la que   desempeñaba el oficio de carcelero Pedro das Maceiras que vivía dentro de los muros de dicha fortaleza en un cuarto bajo y las demás dependencias eran utilizadas como vivienda por el Alcaide.

Más arriba de la Fortaleza, caminando para el lugar de Lalín de Arriba, había una casa nueva de fuego,  en la que vivía Simón de Lajosa que la hizo y fabricó a su costa, dentro de los límites de la Fortaleza, en un terreno que le aforó el Alcaide, Jacinto Vázquez Taboada, en una escritura signada y firmada por el escribano Cristóbal Álvarez,  con el beneplácito del Conde de Lemos y también le aforó una chousa  y una huerta que estaban junto a la Fuente de Lalín, de  cuatro ferrados de sembradura, cerrada sobre si, por todo ello pagaba de renta, ocho ferrados de centeno, cada año  al Alcaide.

lalin-1682-060

Río Do Estanque, actualmente llamado Pontiñas

Aneja a la Fortaleza y Torre, existía otra casa nueva de fuego con su piso de losas y ventanas,  en la que vivía el escribano de número Rodrigo Fernández Gil y su mujer Bárbara González, dicha casa  anteriormente había sido del también escribano Antonio González que fue el que la hizo y fabricó, sita en el lugar Do Estanque, junto al Camino Real que venía de Donramiro para el lugar de Lagazós y junto a ella había otra casa de fuego que estaba colmatada que era utilizada como taberna y en la que vivía  como casero  del escribano Rodrigo Fernández Gil,  Gregorio Blanco y en torno a las casas, había una propiedad de veinte fanegas que limitaba con el rio Do Estanque desde el molino Da Buzaqueira hasta el puente Do Estanque y la referida taberna, el lugar de Domingo Pájaro da Corredoira, el  Camino Real que iba a Santiago y la  chousa de Miguel Calvo de Carragoso. Dentro de los referidos términos había un terreno de tres fanegas que pertenecía al Monasterio de Nuestra Señora de Acibeiro de la Orden de San Bernardo, que poseía Domingo Pájaro. La propiedad del escribano Rodrigo Fernández Gil,  la poseía en virtud de foro y pensión que le había hecho el Conde de Lemos a Antonio Gonzales, por la renta de cuatro fanegas de centeno y un par de capones.

lalin-1682-067

Probable casa de Rodrigo Fernández Gil y taberna de Gregorio González

En la parte de debajo de la Fortaleza y  de las tiendas de la Feria de Lalín, había una casa de fuego con piso de losas, torre y cortes de ganado, en la que vivía Juan de Rielo Colmenero, que la había construido Amaro de Rielo, a quien le hizo foro Juan Álvarez Ojea, Contable Mayor del Conde de Lemos, por intercesión de Diego de Losada y Quiroga, caballero del habito de Santiago que era Camarero de Don Pedro Fernández de Castro, Conde de Lemos;   la casa estaba en el camino que iba al lugar Do Estanque y junto a ellas  la propiedad, cuyos linderos iban desde la casa y la Feria de Lalín  al puente Do Estanque por el Camino Real abajo y subía por el Camino Real que iba a la Coruña hasta la chousa de Miguel Calvo de Carragoso y desde ella hasta el río Do Estanque y luego por el río arriba hasta el Pontillón  y el camino que iba desde la Feria para el lugar de García Sánchez y volvía hasta la casa;  la propiedad tenía diez fanegas, por la que Juan de Rielo pagaba de renta al Alcaide cuatro fanegas de centeno y un par de capones.

lalin-1682-073

Ruinas de una antigua casa de Lalín

En el agro de Lalín y dentro de los términos de la Fortaleza, estaba la heredad que se decía de Pena Aguda y Portazón y que por otro nombre se llamaba la heredad Do Meiriño, de tres fanegas de sembradura y la poseían Domingo de Failde y sus hermanos, hijos de Andrés de Failde y Catalina Blanco, por fuero que les hizo a sus padres Don Antonio de Baeza, siendo Alcaide de la Fortaleza por orden del Conde de Lemos, delante del escribano Juan Gil, en pensión de cinco ferrados y medio de centeno; dicha heredad limitaba por la cima con la de Antonio Blanco y por el fondo con la de Domingo Ferreiro y sus hermanos, que la llevaban en fuero del Monasterio de Osera y por un lado con la de  Juan Fernández de Lalín y encabezaba por otro lado con el Camino Real que iba desde la Fuente Sanguiño al lugar de Lagazós y otras partes.

lalin-1682-062

Antiguo molino del río Do Estanque

El Alcaide de la Fortaleza,  Jacinto Vázquez Taboada, con sus criados labraba y llevaba por merced del Conde de Lemos todo el lugar de que se componían los diestros de la Fortaleza, los cuales comprendían desde el Camino Real que iba a Santiago hasta el arroyo que bajaba desde la Fuente Sanguiño y por dicho arroyo arriba hasta junto a la fuente y por el muro que dividía hasta la chousa Do Balado que llevaba Domingo de Failde y sus hermanos y limitaba con otra de Juan Fernández de Lalín hasta dar en el Camino Real y Calzada que iba para la Fortaleza hasta la Fuente y volvía por detrás del naval Da Pereira hasta el Pontillón y la propiedad de Juan de Rielo y volvía al Camino Real y  lo que estaba dentro de esta demarcación eran veinte fanegas, que contenía prados, huertas,   xesteiras y brañas y heredades de pan llevar  y dentro de ella estaba el Campo de la Feria de Lalín con sus tiendas y murallas donde se ponían las mercancías y donde se hacía  feria el día tres de cada mes.

Las casas y bienes citados anteriormente pertenecían a la Fortaleza y eran diestros de la Torre de Lalín, todos ellos eran bienes propios del Conde de Lemos y de su casa y mayorazgo de Andrade y como tales los llevaba el Alcaide Jacinto Vázquez Taboada que era el que cobraba la renta en virtud de foro.

Fuente: Apeos de los términos y propiedades de la mayordomía de Lalín y Deza en el reino de Galicia, propiedad de los Condes de Lemos, mandado realizar por Ana de Borja Centelles, madre y tutora de Ginés Fernández Ruiz de Castro, Conde de Lemos. Archivo Histórico Naciona. Sección Nobleza. LEMOS, C. 1, D. 1.

Antonio Vidal Neira, Madrid, 8/10/2016

Anuncios

2 pensamientos en “LALÍN, AÑO 1682

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s